martes, 21 de noviembre de 2017

TRASTORNO DE ADAPTACIÓN


Cuando situación no es percibida como manejable por el individuo que debe afrontarla, es posible que el mismo experimente trastorno de adaptación. Una conducta generalmente transitoria que se presenta desde antes de que ocurra el suceso y que puede durar entre tres meses y seis meses después del mismo.
Se considera a este trastorno como consecuencia de estrés ante una situación incómoda que sobrepasa la emocionalidad y por ende la conducta del sujeto. Un ascenso en progreso, un posible despido laboral, adaptación a una mudanza, matrimonio, divorcio, sistema educativo, etc., pueden generarlo.
Una vez el suceso es superado el estrés disminuye, desaparece y el trastorno adaptativo también.




Síntomas

Dolencias físicas.
- Temblores.
- Llanto.
- Sensación de debilidad.
- Tristeza repentina. 
- Palpitaciones. 
Sentimiento de abandono y descontrol ante una situación. 
- Rabia y maltrato físico o verbal hacía otros.

Causas
Hasta ahora se desconoce un lazo directo entre un suceso estresante y este trastorno, así como tampoco se puede establecer un tiempo determinado entre el suceso y el momento en el que la persona desarrolla el trastorno de adaptación. El mismo puede presentarse semanas y meses después de haberlo afrontado.
Incluso la edad de la persona (si es niño, adolescente o adulto) y las experiencias previas vividas por el sujeto pueden ayudar a mitigar, o a generar más estrés ante determinada situación asumida como impactante por el mismo.
Entre las situaciones más comunes que producen el trastorno de adaptación se pueden mencionar:

- En el niño: Cambio de colegio, Bullying, divorcio de los padres.

- En adolescentes: embarazos precoces, divorcios de los padres, cambio de colegio, aplazamiento de evaluaciones, amenazas escolares.
- En adultos: problemas económicos, hipotecas a punto de vencer, catástrofes ambientales, pérdida del empleo, muerte de la pareja o de un familiar.



Tipos de trastornos de adaptación:
- Depresivo
- Ansioso.
- Mixto (con alteraciones de comportamiento y de emociones).
- De comportamiento.
Nada tiene que ver con estrés post traumático ya que este genera ansiedad ante la situación (cada vez que la misma se presenta) mientras que el trastorno adaptativo genera diversos comportamientos estresantes ante, durante y después de distintas situaciones. De ahí la importancia de identificar que lo generó.
Para poder ayudar a un paciente con trastorno adaptativo es necesario escucharlo, apoyarlo e identificar el factor estresante. Los grupos de apoyo y terapias familiares suelen ser una opción útil para aliviar la conducta. 
El uso de antidepresivos, ansiolíticos, y estimulantes no se recomienda a menos que el paciente presente síntomas severos con pensamientos suicidas, o cuando el factor estresante no es controlable, como por ejemplo vivir en un lugar muy peligroso, donde todos los días se debe enfrentar situaciones que generan angustia en la persona. Sin embargo, el problema no se superará hasta que no se ataque la causa desde la raíz. Es por ello por lo que se hace imprescindible la ayuda de un psicólogo.
No hay forma de saber qué tipo de personas se afectarán por estrés ante una situación. Se considera que ciertas características como las habilidades sociales, factores genéticos, condiciones sociales y económicas, son algunas de las causas que se consideran como principios para que algunas personas afronten o no de mejor manera el estrés.
La meditación es una técnica muy apropiada para afrontar el estrés y mitigar, controlar y erradicar el trastorno de la adaptación.